Toda la información del fútbol base valenciano

Últimos retoques a la edición 2017-2018 de la Liga Peque.Fútbol en Valencia

COMPARTIR
, / 550 0

Foto: Peque.Fútbol

Los jugadores más pequeños esperan con muchas ganas el nuevo arranque de la Liga Peque.Fútbol: ellos tampoco quieren quedarse sin la posibilidad de jugar y competir. Todos son Querubines nacidos en 2012 y 2013 (5 y 4 años, respectivamente) que lucharán y defenderán los colores de sus equipos en la temporada 2017-2018.

Por todos es sabido que la FFCV sólo incorpora dentro de sus Ligas desde la categoría Prebenjamín en adelante. Por lo tanto, para ocupar ese hueco y poder celebrar los partidos de los más jóvenes, nació hace siete años la Liga Peque.Fútbol, producto de un acuerdo alcanzado entre varias escuelas para organizar y disputar un torneo en el que, en su edición del año pasado participaron catorce equipos Querubines: Tavernes Blanques CF, Rocafort CF, Torre Levante Orriols, Sporting Almassera, Imposibles Levante, CF San José, Masteam Massamagrell, UD Bétera, Albalat CF, FB Alfara Patriarca, Museros CF, CD Serranos, Rafelbunyol CF y Malvarrosa CF.

Los organizadores invitan a los interesados a inscribir a su equipo lo antes posible para asegurar su plaza (pueden hacerlo en www.pequefutbol.es). El viernes 22 de septiembre tendrá lugar una reunión a las 19:30 horas en el Pabellón Municipal de Tavernes Blanques para todos aquellos equipos interesados en participar, a cargo de Jose Antonio Martín Juliá (se le puede contactar en el teléfono 617.25.00.97).

La competición consta de 30 o 34 jornadas, en función del número de equipos inscritos, en las que los partidos se disputarán en campo propio y campo rival, en el formato de ida y vuelta. A mediados de junio, la temporada finaliza con la tradicional Fiesta de los Querubines donde se reúnen todos los equipos en las mismas instalaciones.

NORMATIVA DE LA LIGA PEQUE.FÚTBOL

Evidentemente, las reglas en esta Liga son ligeramente distintas a las competiciones federadas de fútbol-8 debido a la juventud de sus practicantes.

Más allá de los trámites burocráticos y de documentación (por ejemplo, cada club debe tener un responsable encargado de organizar y coordinar su participación en el campeonato), las modificaciones importantes suceden en el terreno de juego.

Sólo se permite la participación de niños y niñas nacidos en 2012 y 2013, con casos excepcionales de niños de mayor edad siempre y cuando el técnico del equipo rival conozca dicha circunstancia y esté de acuerdo con su participación. Del mismo modo, el arbitraje correrá a cargo de un responsable del equipo local, al que se le presupondrá la buena fe dado que el objetivo principal de la competición es enseñar a estos niños tan pequeños a jugar y a divertirse.

Dicho propósito puede verse, por ejemplo, en el hecho de que no hay clasificación semanal tras cada jornada -la faceta competitiva es lo de menos- y en que se permite a los entrenadores dirigir a sus jugadores desde dentro del terreno de juego. Además, cuando durante un partido un equipo vaya perdiendo por dos goles de diferencia, podrá incorporar un jugador más a su alineación, y deberá de retirarlo cuando la diferencia se reduzca. En caso de que la diferencia aumentase todavía más -a cuatro goles de diferencia-, podría todavía incorporar otro futbolista más.

El resto de normas son las mismas que las empleadas en competiciones federadas de fútbol-8, con dos matices. El primero es la incorporación de la norma del ‘saque libre del portero’, según la cual cuando el guardameta tenga que hacer el saque de portería a balón parado -no con la mano-, el equipo defensor deberá replegarse por detrás de la línea del fuera de juego para permitir el saque y al equipo atacante iniciar jugada. El segundo y último, que al finalizar los encuentros se llevará a cabo una tanda de lanzamientos de penalti por parte todos los componentes de los equipos, si el horario lo permite.

DECÁLOGO DE COMPORTAMIENTO PARA PADRES

Dentro de las condiciones que los organizadores de la Liga Peque.Futbol ponen para los equipos participantes, se incorpora un decálogo de comportamiento para los padres y acompañantes de los jovencísimos futbolistas, quienes a sus 4 o 5 años deben ser cuidados todavía con mayor mimo en un deporte que debe servirles para aprender y divertirse.

1. Los niños y las niñas no juegan para el entretenimiento del público, ni para quedar los primeros, sino para divertirse y para formarse como personas a través del deporte. ¡Tenlo siempre en cuenta!
2. Aplaude los esfuerzos y las buenas actuaciones de todos los participantes. El resultado no es lo más importante.
3. No los regañes por cometer errores, están aprendiendo. Puedes hacer comentarios positivos, estos sí que son motivadores.
4. Muestra respeto por los participantes de la actividad (jugadores, entrenadores, árbitros y público), ¡son imprescindibles!
5. Aunque seguramente tengas conocimientos, no “teledirijas” a los jugadores diciendo lo que tienen que hacer. ¡Dales libertad para que disfruten de la actividad y tomen sus propias decisiones!
6. Respeta las decisiones arbitrales y anima a los jugadores a que lo hagan, así como a jugar según el reglamento establecido.
7. Rechaza el uso de cualquier forma de violencia o de comportamientos incorrectos, ya sean estos generados por el público o por cualquiera de los participantes.
8. Respeta el trabajo del entrenador y sus decisiones y se el primero en respetar las decisiones arbitrales, porque vuestros hijos las respetarán.
9. Muéstrate siempre correcto en tu comportamiento.
10. Muestra respeto y cordialidad en las competiciones, con los entrenadores y deportistas de los equipos contrarios.

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.